Asumir una posición de indiferencia ante los crecientes problemas que están afectando a la humanidad: contaminación ambiental, violencia, desorden social, perdida de principios y valores, aumento de sintomatologías derivadas del desconcierto emocional con estados depresivos que llevan inclusive al suicidio, deslegitimación del orden establecido y más, será para el mundo entero la peor catástrofe vivida. Son las organizaciones empresariales, los profesionales, el estado y las entidades educativas los llamados a tomar una posición de liderazgo para combatir estos flagelos.

Es hora de replantear la responsabilidad social de la empresa en todas sus dimensiones, pues de no hacerlo, para ella misma y para la sociedad entera será como tomar palco y atestiguar nuestro propio entierro.

Les invito a consultar documento: La responsabilidad social de la empresa, Un buen Negocio, con el que doy unas pautas simples que pueden apropiarse en diferentes sectores sociales, más en las empresas, produciendo mejoras para el mismo mundo, y obteniendo ganancias para la firma que lo emprenda.

 

VER DOCUMENTO COMPLETO PDF. DESCARGABLE